El reto que existe en la sociedad cambiante y actual para cualquier padre y para cualquier madre es enseñar patrones educativos y buenas conductas que acaben dejando un buen legado educativo a sus hijos.

La preocupación de los padres habitualmente reside en la aplicación de las normas así como la protección, el afecto y la disciplina que estos transmiten a sus hijos e hijas.

Tengo una pregunta para ti..

¿Significa lo mismo ser padre hoy que en generaciones anteriores?

¿Crees que la paternidad es un camino para transformar nuestra forma de ser hombres?

¿Cuál ha sido tu mayor reto de ser papa?

¿Ya te desprendiste de todas aquellas actitudes, y normas que no te hicieron mejor persona en el pasado?


Es importante romper con los estigmas que rodean las responsabilidades de un padre o una madre. Un hombre es también perfectamente capaz de cumplir con todo lo que le implica la ausencia de la madre de sus hijos.

El amor es un ingrediente indispensable y las ganas de proteger a sus hijos también. Así que, si un padre decide criar solo a sus hijos, no lo mires como algo extraño o que se sale de la normalidad. Es solo un padre con ganas de vivir su paternidad de forma amorosa y responsable.

Los 5 retos más difíciles que enfrentarás como padre

1.- El equilibrio entre familia y trabajo: Puede que tú seas uno de los que se quejan de que les falta tiempo para estar con tus hijos y la verdad es algo que quieres hacer. Vale la pena que recuerdes que estás trabajando por él y para él. No pierdas este enfoque ni te sientas culpable.

2.- La actitud: Expresiones agresivas y desafiantes como “te odio” se presentarán de manera regular con tu hijo. Él puede usar esta palabra, que es aterradora y desmotivadora para muchos padres, para manifestar un desagrado de una situación.
La mejor actitud que puedes tomar es dejarlo exteriorizar su irritación. Si lo combates con palabras negativas, estas se tornarán constantes en tu hogar.

3.- Las etapas de los hijos: Otro de los retos más difíciles que enfrentarás como padre es la adolescencia. Se trata de una etapa particularmente difícil, marcados por cambios físicos y psicológicos intensos y está relacionada con la formación de la identidad personal.

4.- Ser de ejemplo: de los retos más difíciles que enfrentarás como padre es evaluar si tu ejemplo es el adecuado. El padre o la madre de familia es la primera referencia de los hijos. Los hijos observan como el papá trata a la mamá y viceversa. Si el papá le abre la puerta a la mamá, qué amigos se frecuentan, si existe respeto, etc.

De manera consciente o inconsciente, tus hijos reproducirán este modelo durante toda su vida. Es por eso que tu buen o mal comportamiento frente a tus hijos determinará su adaptación a la sociedad y su éxito personal, laboral y social.

5.- Dejarlo ir: Puede ser también como uno de los más difíciles, lograr que tu hijo se forme profesionalmente y tenga la autonomía y confianza de poder tener una posición económica consolidada, formar una familia y tener su propia vida según lo decida. Cuando ese día llega, no es fácil entender que es hora de dejarlo ir, dejar que siga sus sueños y cumpla sus metas lejos de ti.

Por eso, este es uno de los retos más difíciles que enfrentarás como padre. Tan solo recuerda mantener la calma. Piensa que todo tu esfuerzo ha dado sus frutos y ahora es momento de que tus hijos vivan sus vidas.

Existen 4 modelos educativos:

Modelo sobreprotector: cuando los padres no dejan que su hijo crezca, alejándolo de cualquier posible frustración al situarlo en una burbuja irreal y crear una enorme dependencia a largo plazo.

Modelo permisivo: cuando los padres carecen de normas o sus normas son muy poco estrictas y causan en sus hijos una falta de seguridad y de adaptación a cualquier tipo de espacio y de disciplina.

Modelo autoritario: cuando los padres se exceden en la rigidez y el cumplimiento de sus normas así como de sus roles, causan miedo, falta de seguridad, introversión y sumisión en sus hijos, y en otros casos, rebeldía y falta de asimilación de cualquier tipo de norma.

Modelo democrático: un equilibro entre los tres anteriores donde existen normas coherentes con una gran base ética sin excederse en la autoridad y en la permisividad.

Ser padre o madre se aprende poco a poco y nadie nace sabiendo cómo educar bien a sus hijos e hijas. Pero en muchas ocasiones, el sentido común es la mejor de las habilidades y competencias para tener buenos resultados y disfrutarlos. Algunos de los consejos que podemos obtener de este sentido común son:

Como ser unos padres muy padres

Dar afecto y cariño a tus hijos de forma libre y sin miedos, y a medida que llegan a la adolescencia, ir ofreciendo espacios de intimidad para ellos.

No intentar hacer de los hijos e hijas alguien perfecto y sin errores, ni una copia a imagen y semejanza de ti mismos. Es necesario respetar y comprender la individualidad de cada uno de los hijos como personas.

La frustración y los conflictos son parte inseparable de la naturaleza de la vida, no hay que intentar alejar a los hijos de ellos. La mejor opción es vivir esos problemas con total normalidad y aceptación.

Que es importante fortalecer en la vida de los hijos

Los retos son los siguientes:

EDUCAR en valores para que los hijos sean ciudadanos responsables y comprometidos socialmente. Hacerlo desde el ejemplo, la coherencia y sentido común.

EDUCAR para la felicidad, para también así poder hacer felices a los demás. Lograr interiorizar el amor a la vida, educar en el espíritu positivo, en la búsqueda de soluciones.. Transmitir y convencerles que la felicidad llega desde el esfuerzo, y sabiendo resistir a la frustración.

Ayudarles a crecer desde las adversidades en un mundo de cambio constante y sí fomentar el espíritu de superación.

EDUCAR para que descubran su identidad, que alcancen la autonomía, se sientan y sean personas competentes . Desarrollando una sólida autoestima, evitando la sobreprotección, aceptando y aprovechando sus diferencias. Ayudarles a desarrollar el pensamiento crítico. Nunca olvidar que cada hijo, cada persona somos “únicos”.

EDUCAR para cultivar el talento, descubrir y desarrollar sus dones y aptitudes. SIN MIEDO Y VERGUENZA. Ayudarles a buscar su elemento (su propio proyecto) fomentando su creatividad y su emprendimiento. Que su talento también esté al servicio de la sociedad, de un mundo más humano.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s